Proyecto de emergencia económica: Aclarando los cambios en las jubilaciones

724

Proyecto de emergencia económica: Aclarando los cambios en las jubilaciones

El economista y diputado por el Frente de Todos, Itai Hagman, publicó el miércoles en su cuenta de Twitter una serie de explicaciones, respecto al proyecto de emergencia económica impulsado por el oficialismo.

Tras su llegada al Congreso durante esta semana, el proyecto había generado críticas de parte de la oposición, específicamente en el área de las jubilaciones, malinterpretándose algunas de las ideas centrales.

En vista de ello y en respuesta a ciertas declaraciones, Hagman publicó las siguientes aclaraciones:

1) El proyecto NO congela los haberes jubilatorios. Establece que por 180 días los aumentos serán definidos por decreto del Poder Ejecutivo y no por la fórmula sancionada por el macrismo. Los aumentos podrían ser mayores que esas fórmulas.

2) La actualización que corresponde a diciembre se cobró, y a eso se le agrega un bono extra en diciembre y enero a quienes ganan menos de $19.068 pesos. En estos meses esos jubilados y jubiladas van a cobrar MÁS que con la fórmula vigente.

3) El próximo aumento es en marzo. Lo que se suspende NO es la actualización de haberes sino la fórmula que se aplica, por un plazo de 180 días. En ese lapso los aumentos serán establecidos por decreto.

4) Repito. No se congelan las jubilaciones, sino que se modifica la forma de actualización. Se suspende la fórmula que el congreso sancionó en diciembre de 2017 (con el repudio de la oposición y de la gente en la calle) y por 180 días se hará por decreto.

5) Aquí se puede criticar la discrecionalidad del poder ejecutivo y eso es una discusión política. Yo creo que Alberto, de acuerdo a sus promesas sobre los jubilados y jubiladas, no ajustará ahí. Sin embargo, solo tendremos la respuesta en marzo.

6) El proyecto SÍ dice que serán tenidos en cuenta quienes cobran menos, por lo que es de esperar que los aumentos sean diferenciados según nivel de ingreso. Mayores que la inflación para los de más abajo, parejos para los del medio y menores para los de arriba.

7) La realidad es que no es posible ahora discutir una nueva reforma previsional, por lo que la única forma de garantizar mejoras en los haberes de los jubilados y jubiladas es por esta vía que da, por 180 días solamente, discrecionalidad al poder ejecutivo.

8) La ley no elimina ninguno de los regímenes especiales, sólo establece que por 180 días la actualización de haberes de ellos también será por decreto. El ministro de Trabajo se comprometió que cualquier inequidad involuntaria que pudiera surgir en este terreno será corregida.

9) Es muy probable que en seis meses tengamos que discutir una nueva fórmula. Es decir, con qué reemplazamos la fórmula de Macri de 2017. Mientras tanto, el gobierno va a disponer dos aumentos trimestralmente (marzo y junio) por decreto.

10) Creo que claramente se trata de una mejora objetiva en el bolsillo para los jubilados y jubiladas. En lo inmediato, a través del bono y en función de los decretos de marzo y junio, veremos qué alcance redistributivo tendrá de acuerdo a las escalas y montos que se establezcan.

11) Por último, no hay que olvidar que, durante el gobierno de quienes hoy sobreactúan preocupados, el poder adquisitivo de la jubilación mínima cayó un 15%, la ANSES fue desguazada y se creó un régimen que forzaba a algunos a cobrar por debajo de la mínima (PUAM).

 

Comenta desde tu cuenta de facebook